10 beneficios para la salud de la grosella negra

Las bayas de grosella negra tienen un sabor agridulce y un aroma agradable. Son ampliamente utilizados en la medicina popular y basada en la evidencia debido a sus propiedades medicinales.

La grosella es líder en contenido de vitamina C y también contiene una serie de antioxidantes y minerales que mejoran la condición del corazón, los vasos sanguíneos y el sistema endocrino.

Los estudios científicos confirman que la grosella negra aporta beneficios tangibles a la salud humana. Es capaz de fortalecer el sistema inmunológico y es especialmente eficaz en infecciones respiratorias agudas. La baya también reduce el peso corporal, mejora la salud ocular e incluso previene la aparición de tumores cancerosos.

Por qué es útil – 8 tesis

A continuación se presentan 8 propiedades útiles que tiene la grosella negra, que tienen una justificación científica.

1. Composición rica

grosella negra

Las grosellas tienen un contenido calórico bastante bajo (alrededor de 62 calorías por cada 100 gramos) y contienen muchas vitaminas y minerales importantes:

Nombre del componente Porcentaje aproximado de requerimiento diario por 100 gramos
Vitamina C (ácido ascórbico) 302%
Vitamina A 5%
Vitamina E 5%
Vitamina B5 4%
Vitamina B6 3%
manganeso 13%
hierro 9%
potasio 9%
calcio 6%
magnesio 6%

La grosella negra también contiene muchas sustancias antioxidantes (polifenoles, antocianinas, ácido linolénico), que normalizan el metabolismo, reducen el riesgo de desarrollar neoplasias malignas, así como enfermedades crónicas de los sistemas endocrino y cardiovascular.

Las bayas de grosella son una fuente de importantes vitaminas, minerales y antioxidantes necesarios para el pleno funcionamiento del cuerpo humano.

2. Mejora de la salud cardiovascular

La grosella contiene una gran cantidad de potasio, ácido gamma-linolénico, antocianinas y fibra.

Los expertos de los EE. UU. afirman que dichos componentes provocan la síntesis de óxido nítrico, que relaja los músculos lisos de las paredes de las arterias y reduce la presión arterial.

Las bayas se pueden usar tanto para prevenir el desarrollo temprano como para aliviar el curso de la hipertensión (junto con medicamentos antihipertensivos).

Además, la grosella negra tiene un efecto positivo sobre el perfil lipídico.

Según los expertos canadienses, en el contexto del uso, se produce una disminución del colesterol total, así como de sus fracciones aterogénicas (LDL, VLDL, TAG). Como resultado, se asegura la prevención de la formación de placas ateroscleróticas y el desarrollo de enfermedades tales como enfermedad coronaria, infarto de miocardio, isquemia cerebral crónica.

El uso de grosellas frescas ayuda a reducir la presión arterial y normalizar los niveles de colesterol, lo que previene la aterosclerosis y muchas otras enfermedades del corazón y los vasos sanguíneos.

3. Protección ocular

Tanto las grosellas negras como las rojas son ricas en vitaminas C y A. Estas sustancias aceleran el tiempo de adaptación a la oscuridad, mejoran el suministro de sangre al globo ocular y eliminan eficazmente las manifestaciones de fatiga ocular (durante la lectura prolongada o trabajando en una computadora) .

Según los científicos japoneses, debido a la presencia de antioxidantes en la composición, la grosella es un medio eficaz para prevenir las cataratas y el glaucoma.

La grosella aumenta las capacidades de adaptación de los órganos de la visión y también previene el desarrollo de cataratas y glaucoma.

4. Fortalecimiento de la inmunidad

Todas las bayas negras, especialmente las grosellas negras y los arándanos, son fuentes ricas en vitamina C, que es un poderoso refuerzo del sistema inmunológico.

En el contexto del uso de la baya, se registra una aceleración de la proliferación y diferenciación de las células T y B-link, una mejora en el trabajo de los macrófagos (neutrófilos, monocitos).

La abundancia de antocianinas ayuda a prevenir disfunciones en el sistema inmunológico y minimiza el riesgo de desarrollar patologías autoinmunes y malignas.

Los brotes, las colas de caballo y las hojas de grosella negra también tienen una actividad antimicrobiana pronunciada (destruyen una serie de bacterias y virus). Por ejemplo, ha demostrado su eficacia contra los virus del herpes tipo 1 y 2.

5. Aliviar el curso de la psoriasis

La psoriasis es una enfermedad crónica de etiología autoinmune que provoca una gran cantidad de problemas estéticos a la persona. En patología, se forman pápulas secas en varias partes de la piel, propensas a la descamación y el llanto.

READ
Hippeastrum - foto de la planta, cuidados en el hogar, cómo trasplantar, video

La grosella puede aliviar el curso de esta enfermedad.

La Fundación Nacional de Psoriasis recomienda el uso de aceite de grosella por vía oral y tópica para aliviar la picazón y curar rápidamente las imperfecciones de la piel.

La grosella se puede utilizar para tratar la psoriasis. Elimina eficazmente los síntomas y promueve la curación rápida de la piel dañada.

6. Disminución de los niveles de glucosa en sangre

Según estudios realizados en Finlandia, la grosella negra provoca una ligera disminución de los niveles de glucosa en plasma tras su consumo.

Se supone que la acción está asociada con una gran cantidad de sustancias antioxidantes en la composición, que aumentan la sensibilidad de los receptores de las células de los tejidos periféricos a la insulina, lo que provoca un aumento de la captación de glucosa y una disminución de su concentración en la sangre.

Resulta que la grosella afecta el mecanismo clave para el desarrollo de la diabetes mellitus tipo II: la resistencia a la insulina, por lo tanto, puede usarse para prevenir y aliviar el curso de esta patología.

La grosella negra es eficaz en la prevención y terapia adyuvante de la diabetes tipo II.

7. Ayuda en la pérdida de peso

Las grosellas frescas, como ya se mencionó, son una valiosa fuente de vitamina C y fibra. Son estos dos componentes los que hacen que la baya sea efectiva para perder peso.

La vitamina C acelera la degradación de las células del tejido adiposo para satisfacer las necesidades energéticas del organismo y previene la formación de nuevos depósitos de grasa.

La fibra provoca un rápido desarrollo de una sensación de saciedad (como resultado, los antojos de alimentos disminuyen durante las próximas horas), ralentiza la absorción de nutrientes (especialmente grasa) en los intestinos y normaliza la actividad motora de los músculos lisos de la tracto gastrointestinal.

Las grosellas pueden promover la pérdida de peso debido a la presencia de fibra y vitamina C, que actúan sobre los mecanismos clave de la formación excesiva de tejido adiposo.

8. Útil durante el embarazo y la lactancia

La baya contiene una serie de sustancias valiosas (pectina, aceites esenciales, vitaminas) que son necesarias para la adecuada formación de los tejidos fetales durante la gestación, aumentando la inmunidad de la madre y previniendo complicaciones en el embarazo.

Las grosellas también se recomiendan durante la lactancia. Se ha comprobado que el consumo de grosella negra por parte de la madre reduce el riesgo de desarrollar dermatitis atópica en el niño.

Se recomienda la grosella a las mujeres durante el embarazo para garantizar las condiciones para el desarrollo adecuado del cuerpo del niño y la prevención de complicaciones en el embarazo.

Daños y contraindicaciones.

En casos raros, la grosella negra puede dañar el cuerpo. En el contexto del uso, es posible el desarrollo de efectos secundarios adversos, que incluyen:

  1. Trastornos dispépticos. Se observan con un consumo excesivo de bayas y suelen manifestarse en forma de flatulencia, trastornos de las heces como estreñimiento o diarrea.
  2. Reacciones alérgicas El aumento de la sensibilidad individual a las grosellas es raro y se caracteriza por un curso leve.
  3. Complicaciones trombóticas y tromboembólicas. Está prohibido usar la planta en grandes cantidades cuando se toman medicamentos que afectan la coagulación de la sangre, esto puede reducir la efectividad de este último y tener consecuencias impredecibles.

Debe abordar de manera competente la inclusión de grosellas en la dieta debido a la posibilidad de efectos secundarios y la presencia de contraindicaciones.

¿Cómo usarlo?

La opción más útil para comer grosella negra es en su forma cruda.

La cantidad diaria máxima es de 50-75 gramos. Durante el embarazo, se permite aumentar la dosis a 150 gramos por día.

La baya combina bien con productos lácteos (leche, yogur, kéfir, crema agria), crema batida, helado, miel.

Se puede utilizar para hacer compotas, jaleas, jugos, decocciones y tés. También se utiliza en la cocina para la elaboración de almíbares, jaleas, malvaviscos, rellenos de dulces y repostería. Las bayas se utilizan para hacer tinturas, vinos y licores,

Recuerda que las grosellas negras contienen casi 10 veces más vitamina C que las grosellas rojas. El resto de componentes de la composición no presentan diferencias significativas. Por lo tanto, la grosella negra se considera más beneficiosa y efectiva en términos de aumentar la inmunidad y mejorar la condición de la piel.

READ
Grava y piedra triturada: diferencias en los materiales.

La grosella del bosque (salvaje) tiene las mismas propiedades medicinales que la ordinaria. A veces contiene incluso más sustancias biológicamente activas.

Las hojas y los brotes de grosella tienen efectos antimicrobianos, cicatrizantes y tónicos generales. En la medicina popular, se utilizan para tratar enfermedades infecciosas, curar defectos de heridas superficiales, aumentar la fuerza y ​​la energía y eliminar la depresión. No se han realizado estudios para evaluar estos efectos.

Por lo tanto, la grosella combina bien con muchos productos y, sobre la base, puede cocinar muchos platos.

5 recetas de cocina

A continuación se presentan algunas recetas simples a base de grosellas.

1. compota

Ingredientes para 1 bote de compota de 3 l:

  • 600 gramos de grosella negra;
  • 300 gramos de azúcar;
  • agua – hasta 3 litros.
  1. Seleccione las bayas, enjuague, retire los tallos.
  2. Ponga agua a hervir en una cacerola esmaltada.
  3. Coloque las grosellas en un frasco, llénelo con agua hasta el 50% del volumen. Dejar en este estado durante 40 minutos.
  4. Escurra el líquido del frasco en cualquier plato, mezcle con azúcar, agregue el resto del agua.
  5. Coloque a fuego medio, hierva y cocine a fuego lento durante unos 2-3 minutos.
  6. Vierta el jarabe hirviendo de nuevo en el frasco hasta arriba. Enrolle la tapa.
  7. Baje la tapa del frasco, envuelva. Dejar enfriar. Almacenar en un lugar oscuro y fresco hasta 1-2 años.

2. beso

  • 600 gramos de grosellas;
  • 800 ml de agua;
  • 2-3 cucharadas yo almidón;
  • de azúcar – al gusto.
  1. Frote las bayas a través de un colador o gasa. Reserva el jugo.
  2. Vierta el pastel de grosella con agua, póngalo a fuego lento. Llevar a ebullición y cocinar durante unos 5 minutos.
  3. Colar la mezcla, retirar la pulpa. Añade azucar.
  4. Diluya el almidón en 20-30 ml de agua fría y agréguelo a la mezcla principal. Cocine por unos 3 minutos más.
  5. Agregue jugo de grosella a la sartén. El plato está listo.

3. Jugo

Para obtener jugo de grosella negra, es suficiente usar un exprimidor o frotar las bayas a través de un tamiz o una gasa. La cantidad diaria recomendada es de hasta 50-70 ml.

  • 2 cucharaditas hojas secas;
  • 200 ml de agua hirviendo.
  1. Vierta agua hirviendo sobre las hojas secas.
  2. Déjalo reposar durante 10-15 minutos.
  3. Presion. La bebida está lista.

Utilizar 200 ml 3 veces al día. El té es eficaz para aumentar la inmunidad, mejorando el curso de las infecciones respiratorias.

5. Tintura

  • 100 gramos de bayas secas;
  • 500 ml de vodka.
  1. Ponga las bayas en cualquier recipiente de vidrio.
  2. Agregue vodka a las grosellas. Cierra bien la tapa.
  3. Mantenga 3 semanas en un lugar oscuro y fresco. Se recomienda agitar el contenido cada 2-3 días.

Tomar 30 gotas 2 veces al día antes de las comidas. El objetivo principal es el tratamiento de la aterosclerosis.

¿Cómo guardar una baya para el invierno?

Hay muchas formas de almacenar bayas durante mucho tiempo.

La congelación es la mejor opción. La grosella congelada retiene la cantidad máxima de sustancias biológicamente activas.

El secado se considera una opción menos útil, en la que el porcentaje de carbohidratos y fibra dietética aumenta varias veces. Las grosellas secas tienen un alto valor energético y pueden afectar negativamente a la salud en presencia de diabetes tipo II y obesidad.

En cuanto a la mermelada de grosellas, así como el puré de bayas con azúcar, estas opciones son las menos preferidas debido a la cantidad demasiado alta de azúcar. Su consumo debe normalizarse, no más de 3-5 cucharadas. yo por día.

Congelación

Para congelar adecuadamente las bayas, necesita:

  1. Seleccione las mejores bayas (grandes, sin daños), lávelas y séquelas.
  2. Colóquelo en bandejas, si se colocan varias capas de bayas, haga una capa de plástico.
  3. Congelar de 12 a 18 horas.
  4. Luego vierta las bayas en una bolsa y guárdela en el congelador. Vida útil – hasta 12 meses.

el secado

Para secar grosellas, debes:

  1. Clasifique, lave y seque bien las bayas.
  2. Coloque en una bandeja para hornear en una sola capa.
  3. Secar en horno precalentado a 60-70 grados durante unas 4 horas.
  4. Transfiera las bayas secas a un recipiente o bolsa hermética. Almacene en un lugar seco.
READ
Cherry plum Lavina - descripción de la variedad, fotos y reseñas de jardineros

Hay muchas maneras de aumentar la vida útil de las bayas. Se recomienda congelar.

zarzamora

La grosella negra es un depósito de vitaminas y microelementos útiles. Sus bayas son especialmente valiosas porque contienen vitamina C, que afecta el crecimiento y la reparación de las células del cuerpo humano. Es recomendable comer grosellas frescas, también puede secarlas, de las cuales obtiene un té o compota rico y fragante.

Descripción y características de la grosella negra.

La grosella con bayas negras es un arbusto que crece y da frutos durante 13-15 años en el mismo terreno. La variedad pertenece a la familia de las grosellas. La altura máxima del arbusto es de 1,5 metros. Las hojas son alternas, hay muchas menos en la parte superior del arbusto que en la parte inferior. Las hojas tienen un olor fragante específico, su ancho varía de 5 a 12 centímetros.

Las flores de grosella son pequeñas, de hasta 1 centímetro de largo, de color lila o gris rosado. El fruto es una baya negra redonda, su diámetro alcanza los 7-10 milímetros. La variedad florece de mayo a junio y la maduración de la fruta se produce de julio a agosto.

Las variedades de grosella negra han echado raíces y dan frutos en la Federación Rusa, Ucrania, Siberia y en parte en Asia. Los arbustos silvestres crecen con mayor frecuencia cerca de las orillas de los ríos, en bosques con suelo húmedo, en las afueras de plantaciones forestales y pantanos, en prados. Las grosellas con bayas negras son cultivadas en jardines y huertas por jardineros y simplemente amantes de las frutas olorosas.

¿Cómo plantar grosella negra y cuidarla?

Los arbustos de grosella negra se deben plantar en los pasillos de los jardines, pero para que les dé suficiente luz solar. Si el arbusto se planta a la sombra, los frutos serán ácidos y habrá muy pocos. Si planta una variedad en un lugar iluminado por el sol, la cosecha será buena y la grosella será grande, jugosa y dulce. Es recomendable elegir un suelo fértil, preferiblemente ligeramente alcalino.

Para obtener el cultivo deseado, el suelo debe estar preparado. La tierra es excavada y fertilizada. Durante la siembra, es necesario dejar una distancia entre ellos (hasta 1-1,5 metros). El hoyo para plantar arbustos debe tener 40 centímetros de profundidad y 50 centímetros de diámetro.

Después de cavar el hoyo del tamaño requerido, vierta medio balde de agua y plante una plántula. Después de plantar la plántula, el suelo se riega nuevamente con agua (medio balde). Es recomendable cubrir el suelo con turba, humus o estiércol. Todos los días necesitas regar el arbusto con una pequeña cantidad de agua para que la tierra esté semihúmeda.

Plantación de grosella negra

Las grosellas negras se plantan en otoño, es decir, a principios de octubre. El arbusto intenta echar raíces y acostumbrarse al suelo hasta la primavera y comienza a crecer en primavera.

Las características del cuidado de la planta se encuentran principalmente en la poda periódica del arbusto. Quedan 2-4 brotes de grosella sanos (la altura de corte es de 10-15 centímetros). Un año después de la siembra, solo quedan 3-4 brotes de orden cero más desarrollados, que luego se convertirán en las ramas esqueléticas del arbusto. Después de otros 2 años (en el 3er año), se cortan casi todas las ramas, dejando solo las 5 más sanas y fuertes.

Para el año 4-5, la planta tiene de 15 a 20 ramas, se deben cortar (rejuvenecer) un poco cada año para que los frutos sean jugosos y grandes, y la cosecha complazca a los jardineros.

Tipos de grosella negra

Hay alrededor de 150 especies de plantas con bayas negras que crecen en casi todos los continentes con clima frío y templado. En los países europeos, crecen casi todos los tipos de grosellas negras comestibles.

En las regiones del norte, se cultivan las grosellas Boskop Giant, Kent Goliath y Napolitan. Cada una de estas variedades sobrevive bien al invierno (resistente al invierno) y produce muchas frutas.

READ
Cómo hacer patata shangs

La grosella dulce bielorrusa es una planta con bayas grandes, que se distinguen por su excelente sabor y aroma. La variedad gruesa da frutos tarde, pero las revisiones de la planta de los jardineros son las más agradables: frutos grandes que pesan hasta 5 gramos, un rendimiento impresionante, resistencia a los hongos. La grosella gruesa se agrega a los postres: agrega especias al gusto y color intenso a cualquier plato dulce.

Otras variedades de grosella negra también son populares: Kent, Davison’s Eighth, Moscow, Oryol Serenade, Premiere, In Memory of Potapenko, Treasure, Primorsky Champion, Vologda, Globus, Dove, Charodeyka, Dobrynya.

Los beneficios de las grosellas con frutos negros.

La grosella contiene:

  • las frutas contienen una gran cantidad de vitaminas (A, B1, B2, B6, B9, C, E, K, P); , carotenoides, ácidos orgánicos y fosfóricos, taninos, hierro, fósforo y potasio;
  • las hojas contienen magnesio, manganeso, plata, plomo, cobre, fitoncidas, azufre y aceite esencial.

Gracias a los complejos vitamínicos y oligoelementos, la planta tiene propiedades especiales. Propiedades útiles de las grosellas con frutos negros: comer frutas frescas, así como en forma de jugo o decocción ayudará a sobrevivir al período de beriberi, aumenta el apetito y mejora el metabolismo. Las bayas tratan enfermedades del estómago y los intestinos, aumentan el nivel de hemoglobina en la sangre.

Aterosclerosis

La grosella tiene un efecto diurético, vasodilatador, purificador de sangre, antiinflamatorio, diaforético y tónico en el cuerpo humano. La planta se recomienda para la aterosclerosis, anemia, daño por radiación, inflamación de los ganglios linfáticos. Además, con la ayuda de decocciones de grosella negra, puede aumentar la inmunidad, mejorar la salud, eliminar toxinas y toxinas del cuerpo. Con trastornos frecuentes del sistema digestivo, se usa una decocción de bayas secas para tratar.

Las decocciones calman a una persona con crisis nerviosas, depresión, dolores de cabeza, insomnio. Las enfermedades de la piel también se han tratado con tinturas de grosella negra en todo momento. Ayudaron con dermatitis, alergias, erupciones cutáneas, eczemas y líquenes.

Las propiedades invaluables del arbusto fueron valoradas por nuestros antepasados ​​por una razón, porque las plantas curaban las enfermedades y dolencias más complejas. Hoy en día, la medicina tradicional usa grosellas para tratar diversas enfermedades y enfrentarlas con éxito en un corto período de tiempo. Las frutas han encontrado su aplicación no solo en medicina, sino también en cocina y cosmetología.

Daño a la planta y sus frutos.

A pesar de su bajo contenido calórico (63 kilocalorías por 100 gramos) y cualidades positivas, la planta también tiene propiedades negativas y contraindicaciones. No se recomienda comer muchas bayas para las personas propensas a la saciedad, ya que las frutas contienen una gran cantidad de azúcar.

La grosella está contraindicada en enfermedades del estómago y los intestinos (úlceras), gastritis crónica, aumento de la acidez en el estómago, tromboflebitis. El jugo y las bayas tienen un efecto positivo en el hígado, pero con la hepatitis, el uso de grosella negra está prohibido.

Los científicos han demostrado que si comes grosellas diariamente en cantidades ilimitadas, existe la posibilidad de que la sangre comience a coagularse más rápido y esto puede tener consecuencias negativas.

La planta puede dañar a una persona si tiene una intolerancia individual a las bayas, como resultado de lo cual aparecerán los siguientes síntomas: una erupción y una reacción alérgica. En este caso, debe consultar a un médico para que le recete medicamentos antialérgicos, pero solo después de un examen detallado y los resultados de las pruebas.

Té curativo de hojas de grosella

Las hojas de grosella negra se utilizan para hacer té medicinal aromático. En enfermedades del tracto gastrointestinal y para prevenir tales enfermedades, debe beber una taza de té varias veces a la semana.

El té de grosella trata el dolor de garganta (gripe, dolor de garganta), alivia la ronquera. También se recomienda enjuagar la boca con té para la inflamación de las encías, dolor en los dientes. El té dulce de grosella ayudará a reducir la temperatura corporal en enfermedades infecciosas y virales.

La preparación de la bebida es muy sencilla. Se vierten 2 cucharadas de hojas trituradas con 500 mililitros de agua caliente. Después de eso, el té debe infundirse durante 10-15 minutos. Junto con las hojas, se pueden elaborar ramas y frutos de la planta.

READ
Ageratum mexican: una flor delicada para decorar macizos de flores y jardines.

Se agrega menta, frambuesas o moras a la bebida, si se desea. Junto con plantas tan útiles, el té natural no solo será fragante, sino también útil.

Las mejores recetas de grosella negra.

Mucha gente está interesada en saber si las grosellas negras se pueden congelar y si perderán sus cualidades beneficiosas. Las bayas congeladas solo benefician al cuerpo humano. Por ejemplo, en invierno, puede descongelar frutas y agregarlas a pasteles o cocinar compotas, gelatinas, hacer tinturas con ellas. Por lo tanto, las grosellas congeladas serán útiles en cualquier caso si se mantienen en un frasco cerrado en el refrigerador hasta el invierno.

El pastel de grosella negra es un postre maravilloso que se puede preparar para cualquier ocasión y beneficiarse de un plato tan delicioso. Ingredientes: 5 huevos de gallina medianos, 200 gramos de azúcar, 400 gramos de harina de trigo, 400 gramos de grosellas frescas o congeladas.

Precaliente el horno a 180 grados y prepare una fuente para horno (debe estar untada con mantequilla y forrada con papel pergamino). Los huevos se baten, se les agrega azúcar y la mezcla de huevo y azúcar se bate bien hasta obtener una espuma espesa (unos 5 minutos). Luego se agrega harina poco a poco y se amasa hasta obtener una masa delgada.

Para asegurarse de que la masa haya subido, puede agregar 1 cucharadita de levadura en polvo. Al final, las grosellas se vierten en la masa y todo se mezcla. La masa resultante se vierte en un molde y se envía al horno. En los primeros 20 minutos de horneado, no abras las puertas del horno para que no se caiga la masa. Luego, la preparación del pastel se verifica con un palillo (si la masa permanece en él, entonces el postre aún no está listo). El pastel terminado debe enfriarse un poco, esto permitirá que se saque del molde “sin dolor” para que se separe con calma de las paredes y permanezca intacto.

Muchas amas de casa preparan tradicionalmente mermelada de grosella negra para el invierno. Tiene un sabor increíble y se puede agregar a pasteles, bollos y tés. Para cocinar necesitas: 2 kg de azúcar, 2 kg de bayas, medio vaso de agua. Clasificamos las frutas, lavamos y secamos. Vierta agua en una cacerola y vierta un vaso de azúcar, hierva. Luego vierta un vaso de grosellas y cocine por 5 minutos. En este caso, debes mezclar constantemente azúcar con bayas. Después de 5 minutos, debe verter nuevamente un vaso de azúcar y frutas y agregar un vaso de ingredientes cada 5 minutos hasta que se agoten.

Cuando la mermelada aún está caliente, se vierte en frascos previamente esterilizados y se enrolla con tapas. Los bancos se colocan boca abajo hasta que la mermelada de grosella se enfríe por completo.

Vino de grosella negra

Vino de bayas

El vino casero de bayas de grosella negra es muy saludable, por lo que muchos jardineros cultivan una planta solo para disfrutar del vino más tarde. Para cocinar necesitará: agua filtrada (3 partes), grosellas (2 partes) y azúcar (1 parte). Es necesario mezclar las frutas trituradas con la mitad del azúcar y colocar en una botella de vidrio. Debe llenar hasta 2/3 de su volumen. Es necesario cubrir el recipiente con una gasa y colocarlo en un lugar cálido. El contenido del recipiente debe removerse todos los días para acelerar el proceso de fermentación. Después de 5 días, debe probar el mosto; debe tener un sabor dulce. Si es necesario, se puede añadir un vaso de azúcar.

La botella se cierra (se instala un sello de agua) y se prueba una vez por semana durante 25 días. Luego se decanta el contenido del recipiente y se coloca en un lugar fresco. Las próximas 3-4 semanas, se agrega azúcar al gusto y se elimina la espuma. Una bebida alcohólica estará lista en 2-3 meses. El vino debe almacenarse en botellas de vidrio en la bodega.

Rating
( No ratings yet )
Like this post? Please share to your friends:
Leave a Reply

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: